sábado, 18 de enero de 2014

Como la ensaladilla rusa de mi madre, ninguna!!

Recuerdo que siempre que en el menú de mi madre se incluía este plato o que lo llevaba preparado a casa de alguien hacía un comentario por el que daba la impresión de que la mujer se encontraba algo acomplejada, decía: "mi ensaladilla rusa bonita no es, es más bien fea", como disculpándose. jajajaj Y era verdad, era francamente fea. Y esto era así porque mi madre nunca tenía la paciencia para cubrir ese "corazón" no muy agraciado con adornos llamativos.. así que sí, era fea pero qué rica estaba!!!
Esto es una verdad como un templo, como la ensaladilla rusa de mi madre no hay otra. Claro, que seguro que pensaréis que no estoy en lo cierto porque vuestra madre la hace mucho más rica. Vale, estoy dispuesta a hacerla la siguiente vez con vuestra receta si vosotros probáis la de la mía.
Bromas aparte, para que veáis que no es amor de hija os hablaré de las razones fundamentales para que a mi madre le salga tan rica y que son elementos "diferenciadores" que no constan en el recetario de muchos cocineros (figuran con letra subrayada en las explicaciones). Me gusta tanto la ensaladilla rusa que siempre la pido, en bares, en restaurantes...a sabiendas de que me voy a decepcionar. Será una vena masoquista que tengo? Lo mismo sí..
Os diré que la ensaladilla rusa es de las cosas que más me gustan. No os pasa? No contáis con un listado de comidas de las que pensáis que no os cansaríais nunca? Una de las mías es ésta. Otra son los pimientos rojos fritos en aceite de oliva virgen, las croquetas de bacalao como Dios manda, la merluza simplemente hervida acompañada de una suave y exquisita mayonesa... uffff!! Todas son elaboraciones sencillas, caseras, sin artificios... 
Venga, que me enrollo!!! Vamos a por la ensaladilla rusa
INGREDIENTES:

  • 4 patatas medianitas
  • 2 ó 3 zanahorias tiernas
  • 3 huevos
  • Mayonesa casera
  • 1 lata de atún claro en aceite de 185 gramos
  • Pimientos del Piquillo o morrones
  • Pepinillos agridulces o en vinagre
  • Alcaparras
  • Aceitunas negras y verdes
  • Vinagre de vino blanco
  • Sal
  • Aceite de oliva virgen extra
ELABORACIÓN:
  1. Lavaremos escrupulosamente las patatas para eliminar cualquier rastro de tierra o suciedad de su piel porque vamos a cocerlas con ella. Evitaremos así que la patata absorba demasiada agua perdiendo mucho de su sabor. Vaya por adelantado que abrevio los tiempos utilizando la olla rápida para cocer las patatas, pero evidentemente no es imprescindible utilizarla y podéis cocer las patatas en una cacerola normal con agua y sal. Ya sabéis que variedades de patatas las hay a cientos, pero en general, se suele decir que las de carne amarilla son mejores para freír y que las de carne blanca lo son para hacer purés.
  2. Cubriremos las patatas limpias y sin pelar con agua y sal y dejaremos que cuezan hasta que pinchándolas con un tenedor la carne de la patata no ofrezca ninguna resistencia. En cacerola normal el tiempo que tardarán dependerá del tamaño de las patatas pero suelen rondar los 30 minutos, quizás algunos más si las usamos de buen tamaño. El olla rápida con 10 minutos hay suficiente.
  3. No meto las zanahorias limpias y sin pelar con las patatas porque los tiempos son demasiado diferentes y prefiero no abrir la olla rápida a mitad del proceso de cocción de las patatas así que las zanahorias las cuezo en agua con sal unos diez minutos. Utilizo zanahorias de tamaño más bien pequeño, que no sean muy gruesas para que no resulten duras.
  4. Lavo bien los huevos y los introduzco en el agua fría junto a las zanahorias para que se cuezan.
  5. Mientras se cuecen las verduras y huevos voy preparando los ingredientes que los acompañarán. En un bol amplio pongo los pimientos morrones cortados en trocitos, las alcaparras también cortadas un poco, los pepinillos agridulces en cachitos, las aceitunas de los dos tipos porque me gusta su diferente sabor y porque le aportan colorido. Escurro la lata de atún para eliminar el aceite en el que viene y lo incorporo a la mezcla.Y remuevo el conjunto.
  6. Saco las patatas de la olla y tan pronto como mis dedos pueden aguantar la temperatura comienzo a eliminarlas la piel. No espero a que se enfríen porque la patatas adquiriría una consistencia inadecuada para la ensaladilla rusa. La cremosidad que tienen en el momento en que se sacan de la olla debe aprovecharse para trabajarlas en ese momento y no más tarde.
    Las pongo en un recipiente tipo ensaladera y las aplasto un poco con un tenedor. No tanto que se me convierta en un puré y no tan poco que se aprecien todos los trozos. Justo en medio, cuando la pasta no es del todo homogénea y se ve algunos trozos enteros entre la patata aplastada.
  7. Agrego un buen chorro de aceite de oliva virgen y remuevo. Rápidamente el aceite es absorbido por la patatas dejándola suave y deliciosa.
  8. Añado la mayoría de la Mayonesa casera que calculo que voy a utilizar y la mezclo con las patatas aplastadas reservando un poco de salsa por si luego tengo que rectificar la textura de la ensaladilla y también la suficiente para la capa que deberá cubrirla.
  9. Mezclo la patatas con mayonesa con los ingredientes del bol que tenía reservados a los que incorporo la zanahoria pelada y cortada en cachitos y dos de los huevos cortados en trozos no excesivamente pequeños porque me gusta encontrármelos en algunos bocados. Compruebo que tiene suficiente mayonesa y si veo que la mezcla está demasiado seca añado más mayonesa. 
  10. Añado un chorrito de vinagre de vino blanco porque me encanta el sabor que le aporta al conjunto que yo prefiero ligeramente ácido.
  11. Pongo la mezcla sobre una bandeja. La cubro con una fina capa de mayonesa y la adorno según tengo el día utilizando el tercer huevo que rallo para espolvorearlo sobre la capa final de salsa. Hoy tenía un poco de prisa así que reconozco que bonita, bonita no está. 

Eso sí, os aseguro que casi estaba tan buena como la de mi madre aunque... algo más guapa que la de ella? :P
María.

Te ha gustado mi ensaladilla rusa? Por qué no la compartes en tu Facebook y en tu Twitter? Gracias por hacerlo pero sobretodo, gracias por visitarme.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Quieres comentar o preguntarme algo? Responderé en la medida en que mi tiempo me lo permita, lo antes posible.